El congresista peruano César Gonzales Tuanama presentó el jueves 6 de mayo un proyecto de ley para prohibir la “alteración de la gramática y lingüística” en el sistema educativo nacional con el denominado “lenguaje inclusivo”.

El proyecto de ley N°7651, según su artículo único, “prohíbe la alteración de la gramática en el sistema lingüista, así como cualquier tipo de incorporación de enfoque de género de ese contexto en el sistema educativo que no esté reconocido por la Real Academia de la Lengua Española, en aras de garantizar el correcto uso del lenguaje en salvaguarda de la integridad psicológica de nuestra niñez”.

Según argumentó el congresista, la norma “pretende proteger y garantizar el correcto uso del lenguaje inclusivo, sin que se tenga que incurrir en aberraciones gramaticales que por el contrario solo pretenden confundir a la sociedad y sobre todo a nuestros niños y niñas”.

“Modificar una letra por otra, implica cuestionar y desafiar al lenguaje, algo que no tiene nada que ver con la lucha constante por un mundo más inclusivo”, subrayó.

Gonzales Tuanama agregó que si bien hay “muchas formas de luchar” contra la desigualdad entre hombres y mujeres, “la sustitución de una vocal por otra no necesariamente resulta ser el mejor método para combatir la misma”.

“Así pues, tenemos el claro ejemplo de una reconocida actriz (Mayra Couto), cuando en el año 2019 generó gran polémica sobre el uso del lenguaje inclusivo, proponiendo que en lugar de ‘Mundo’ se debe emplear el término ‘Munda'”, acotó.

Couto ganó en el 2021 un premio del Ministerio de Cultura para grabar su propia serie “Mi cuerpa, mis reglas”, lo que desató una fuerte polémica ante la opinión pública.

Gonzales Tuanama indicó que, ante ese escenario, era “necesario recoger lo señalado por el reconocido Mario Vargas Llosa, quien también es miembro activo de la Real Academia de la Lengua Española”. El escritor y Premio Nobel de Literatura dijo que “no se puede forzar el lenguaje desnaturalizando completamente por cuestiones ideológicas”.

Finalmente, el congresista reiteró que su proyecto vela por “el adecuado uso y sentido estricto del lenguaje inclusivo, sin que se tenga modificar gramaticalmente, de manera forzada, e innecesaria una vocal por otra, por lo cual también se debe prohibir cualquier tipo de incorporación de enfoque de género de ese contexto en el sistema educativo”.

La RAE y el lenguaje inclusivo

En noviembre de 2018, la Real Academia de la Lengua Española (RAE) y la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE) presentaron el primer “Libro de estilo de la lengua española según la norma panhispánica”, que rechaza el “doble género” y el “lenguaje inclusivo” promovido por los grupos feministas.

El primer capítulo del libro considera innecesario la inclusión del doble género, es decir, “todos y todas”, así como el uso del llamado “lenguaje inclusivo” que utiliza “x”, “@” o “e” en lugar del plural, es decir, “todxs”, “[email protected]” o “todes”.

También, el Diccionario Panhispánico de Dudas precisa que “las palabras tienen género (y no sexo), mientras que los seres vivos tiene sexo (y no género)”.

Esta posición de la RAE ha sido criticada por grupos feministas, pero desde la Academia de la Lengua insisten en que “en los últimos tiempos, por razones de corrección política, que no de corrección lingüística”, se hace una alusión explícita a ambos sexos, pero se olvida “que en la lengua está prevista la posibilidad de referirse a colectivos mixtos a través del género gramatical masculino”.