Enrique Vidales 7 agosto, 2018

Durante la presente administración, la Secretaría de Educación Pública otorgó tres millones 424 mil becas en distintas modalidades, con el propósito de apoyar el trayecto educativo de los estudiantes, sobre todo aquellos provenientes de familias de escasos recursos, lo que representa un aumento de alrededor de 42 puntos porcentuales respecto a los 2 millones 412 mil becas otorgadas en la administración anterior.

Por otra parte, el monto de la inversión en becas para el ejercicio fiscal 2018 ascendió a 2 mil 890.2 millones de pesos, lo que representa un incremento casi de 93 puntos porcentuales respecto a los mil 499.7 millones de pesos asignados al último ejercicio fiscal 2012 en la pasada administración.

De acuerdo con evaluaciones de la subsecretaría de Educación Superior, el estudiante de este nivel educativo que recibe una beca, tiene 30% más probabilidades de concluir sus estudios que el que no cuenta con este beneficio. Es decir, las becas constituyen un instrumento clave para impedir que el origen social condicione el destino educativo de las personas; su focalización permite atraer y retener a los jóvenes de los segmentos de menores ingresos.

En el ciclo escolar 2017-2018 se entregaron 636 mil 928 becas en distintas modalidades. El mayor número de ellas (76.4%) corresponde a la Beca de Manutención, que es un apoyo para estudiantes inscritos en una institución pública de educación superior del país, cuyo ingreso mensual es igual o menor a 4 salarios mínimos.

Del total de becas otorgadas el último ciclo escolar (636 mil 928) 56.7% se otorgó a mujeres y 44.3% a hombres.

Las distintas modalidades de becas se enfocan en aspectos que resultan cruciales para el ingreso, permanencia y egreso exitoso de los estudiantes de educación superior como las becas de titulación, capacitación, realización de prácticas y servicio social, movilidad internacional, para la continuidad de estudios, así como para reconocer el esfuerzo de los estudiantes de excelencia.

La política educativa ha colocado en la agenda prioritaria los asuntos de equidad e inclusión, y ha prestado atención a la ampliación de las oportunidades educativas para los grupos en situación de desventaja socioeconómica. En este sentido, en los próximos años será necesario continuar fortaleciendo los programas de becas para reforzar el papel de la educación superior como palanca de movilidad social y garantizar que las oportunidades de estudio para los jóvenes, en situación de desventaja, se den con calidad y pertinencia y en ambientes propicios para sus aprendizajes.

La población interesada en obtener más información de estos apoyos que ofrece la SEP puede consultar los portales www.becaseducacionsuperior.sep.gob.mx y www.becas.sep.gob.mx.

Facebook Comments

Deja un comentario.

A %d blogueros les gusta esto: