Enrique Vidales 4 agosto, 2018

La diputa Ruth Noemí Tiscareño Agoitia (PRI) plantea exhortar a la Secretaría del Trabajo y Previsión Social a impulsar y fortalecer acciones encaminadas para promover el empleo temporal entre la juventud estudiantil que cursa la educación media superior y superior, durante los períodos vacacionales de verano e invierno.

En México, de acuerdo con la Encuesta Intercensal, en el país habitan 30.6 millones de jóvenes de 15 a 29 años, quienes representan 25.7 por ciento de la población total; 50.9 por ciento son mujeres y 49.1 hombres; 35.1, adolescentes de 15 a 19 años, 34.8, jóvenes de 20 a 24, y 30.1 por ciento tiene de 25 a 29 años de edad.

La legisladora señaló que existe una creciente demanda de empleos temporales por parte de estudiantes que deciden aprovechar el periodo vacacional para trabajar y juntar dinero con el fin de sufragar sus estudios y convertirse en profesionistas que coadyuven al desarrollo y progreso de nuestro país.

Indicó que entre los beneficios que pueden adquirir con un trabajo, además de la remuneración económica, son las competencias básicas como servicio al cliente, comunicación oral y escrita, confianza en sí mismos y liderazgo; además, podrían identificar aquellas áreas de especialidad que les resulten más interesantes o más aptas, de acuerdo con sus aptitudes y competencias.

Expuso que los jóvenes de 15 a 29 años de edad que asisten a la escuela suman 10.1 millones; representan 32.9 por ciento del total, distribuidos entre los niveles educativos medio superior y superior.

De la población mencionada, el 2.9 por ciento tiene inconclusos sus estudios de primaria, mientras que el 3.9 por ciento no la han concluido.

Comentó que 33.4 por ciento de las mujeres jóvenes cuenta con al menos un año en enseñanza media superior, un punto porcentual más que los hombres (32.4 por ciento).

En educación superior, indicó, 20.1 por ciento de las mujeres de 15 a 29 años cuentan con estudios profesionales, mientras que sólo el 18.6 de los hombres alcanzan ese nivel educativo.

Tiscareño Agoitia agregó que una encuesta realizada el año pasado por OCCEducación, establece que el 95 por ciento de los mexicanos consideró positivo iniciar la vida laboral siendo estudiante, por los beneficios y las competencias que suelen obtenerse en un mercado cada vez más competitivo.

El punto de acuerdo, turnado a la Segunda Comisión de la Permanente, apunta que se deben generar beneficios para la juventud mexicana; por ello, resulta inaplazable promover las oportunidades que les permitan lograr sus objetivos, principalmente con su educación media y superior, que es “la mejor herramienta para un mejor futuro”, puntualiza.

Facebook Comments

Deja un comentario.

A %d blogueros les gusta esto: