Enrique Vidales 25 junio, 2015

Hace un año, mi esposa y un servidor, nos vimos en la necesidad de buscar casa por circunstancias de la vida. Gracias al apoyo del Grupo Sadasi en un tiempo que podría considerar record se realizaron los trámites para obtener una vivienda en la tercera etapa. Inmediatamente se realizó el cambio con la esperanza de construir un patrimonio propio, una aspiración que cualquier familia desea alcanzar.

Desde el principio me llamo la atención la tranquilidad, el gusto de conocer nuevos vecinos atentos. Observar deportistas que practican caminata o carrera en horas muy tempranas y hasta en media noche. Familias que salen a caminar con hijos y mascotas. En ese tiempo había retenes policiacos a la salida y desde entonces rondines de patrullas vigilando las calles.

Igualmente se destaca que existan muchas familias jóvenes, que por lo mismo están inmersas en el mundo de la tecnología. Existe un grupo de Facebook de vecinos al cual me uní y fue interesante para conocer sobre negocios, algunas quejas, otras situaciones… en fin, todo lo que da una red social.

En la misma empezaron las quejas contra el retén de policía hasta que fue quitado. No faltó la discusión en denunciados casos de detención de ciudadanos en calles con señalización reciente que corregía hábitos malos de manejos como transitar en doble circulación en un mismo tramo de avenida o hacer vuelta en U en lugares incorrectos y peligrosos.

En fechas recientes se publicaron post en la red que denunciaban robos en casa habitación, otro a una corredora con un supuesto agravante de intento de violación. Igualmente un vecino expuso en la red social un supuesto intento de robo con una pedrada en el panorámico del auto en horas de madrugada en la calle de acceso de periférico hasta el fraccionamiento. Con respecto al robo de la corredora fue igualmente en este sector, es decir, en el tramo de casi kilómetro y medio que conecta el periférico con el fraccionamiento.

Ante esto y de manera más que loable, convocados por la misma red social, se reunieron algunos vecinos el pasado domingo en las puertas de la cancha de tenis para tomar decisiones en conjunto y ver que se puede hacer para la seguridad y protección de todo el fraccionamiento. Sin embargo, en una de las opciones que se tomaron por mayoría de los presentes sobre una manta o imagen que se compartiría en la red que demandaría una pronta atención a las quejas, se extralimitó el creador y expuso en ella una situación de inseguridad generalizada, invitando inclusive a la gente no comprar casas en el mismo, advirtiendo que corren peligro hasta nuestros visitantes y deportistas.

El día domingo, por la tarde, la situación se puso interesante en el grupo de los vecinos en la red social por el rechazo de muchos al mensaje de la imagen por provocar un desprestigio generalizado, en algunos interpretando en el mensaje una invitación a más ladrones para entrar al fraccionamiento al ser una tierra sin imperio de ley. Una situación que polarizó la situación entre quienes acudieron a la junta y los que no, entre los estaban de acuerdo con la imagen y los que manifestaban su rechazo por no ser una situación generalizada. Los mismos convocantes a la reunión se dieron cuenta de la situación y pidieron que mejor sea borrada por los administradores del grupo.

Hay que reconocer que tal mensaje al exponerse en el grupo de Facebook del Grupo Sadasi propició una reunión entre vecinos del comité para escuchar demandas. Como parte de sus compromisos  con los vecinos  el día de ayer publicó una carta dirigida al Secretario de Seguridad Pública para exigirle, ante el manifiesto descontento de los vecinos, que redoble sus esfuerzos y se use de manera efectiva la caseta que la misma empresa construyó y donó a la corporación. Un medio de comunicación, en el ejercicio de su libertad de prensa, interpretó este hecho para tomarle la palabra a los que se están quejando de forma más que extralimitada sobre la inseguridad del fraccionamiento.

Lo afirmo de esa manera porque si bien es cierto que hay situaciones que deben ser atendidas y corresponden a derecho reclamar atención para las autoridades, una cosa que muchos sentimos y está expresado en la red social de Facebook es que no todo el fraccionamiento es tierra de nadie. De hecho se está haciendo el esfuerzo de crear grupos de reacción vecinal para atender casos de extrema urgencia usando los medios de comunicación actuales.

Todavía se tendrá más reuniones por calles, etapas – que son tres las ahora construidas –, y general en fechas próximas. Lo que se busca en ellas es encontrar soluciones que nos permitan a todos los vecinos colaborar en bien de la seguridad de todos.

Por lo cual:

  1. Se le reconoce a Sadasi la sensibilidad y el compromiso de sumarse a la exigencia de mayor seguridad. Como empresa tiene intereses económicos legítimos, así como también, los que vivimos en el fraccionamiento queremos formar y consolidar un patrimonio para nuestras familias. Es esa coincidencia se podrán resolver diversos situaciones en bien de todos los vecinos.
  2. Ya el grupo de reacción tuvo un éxito en una noche pasada donde se escuchó un ruido sospechoso en una vivienda y por la alerta varios vecinos acudieron, al igual que la policía que inspeccionó el lugar y no paso mayores problemas.
  3. En estos días cayó un delincuente, de uno de los primeros robos denunciados recientemente, que aprovechando que vivía en el mismo fraccionamiento sabía de los movimientos de los vecinos para robarles en sus viviendas. En esta semana se verificará la audiencia de vinculación a proceso. Al ser conocido “pájaro de cuenta” con diversos ingresos al penal, damos el voto de confianza a las autoridades de la fiscalía y judiciales para un ejemplar castigo.
  4. Es cierto que algunos vecinos han sufrido la sustracción de sus pertenencias. A ellos los demás hemos respondido con solidaridad y sumados a las acciones para una mejor estrategia que ayude a prevenir más casos. Posiblemente no se pueda erradicar por completo, pero las acciones se están tomando y esperamos que con el compromiso de todos tengamos resultados.

Hoy se puede decir, que vivir en “Los Héroes” es posible y es viable. De la adversidad estamos los vecinos construyendo un espacio de participación ciudadana comprometido por la seguridad de todos.

Si he realizado este relato es porque no es justo ni recomendable fomentar una idea de que empresa y vecinos no estamos trabajando de forma conjunta para garantizarnos el mejor bienestar. Exigimos ahora de las autoridades un mayor apoyo.

Facebook Comments

A %d blogueros les gusta esto: