cuaron_epn1Uno de los derechos fundamentales de los ciudadanos es el derecho de petición. Sustentado en el artículo 8° de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que en su letra dice:

Los funcionarios y empleados públicos respetarán el ejercicio del derecho de petición, siempre que esta se formule por escrito, de manera pacífica y respetuosa pero en materia política solo podrán hacer uso de ese derecho los ciudadanos de la República.

A toda petición deberá recaer un acuerdo escrito de la autoridad a quien se haya dirigido, la cual tiene obligación de hacerlo conocer en breve término al peticionario

Al respecto es interesante determinar que el texto constitucional no deja claro que se debe entender por “breve término”. En interpretación análoga se toman otros términos o plazos 45 días para que las autoridades, dependiendo de la complejidad del asunto, respondan ante una solicitud de información específica.

Es importante también señalar que para el ejercicio de ese derecho se especifique con suma claridad la dirección del interesado para recibir la respuesta o notificación sobre el asunto a tratar, así como también que sea formulada por escrito, de manera pacífica y respetuosa.

En días pasados el cineasta mexicano ganador del Oscar como mejor director en producción norteamericana, Alfonso Cuarón, externó en medios de comunicación una serie de 10 preguntas relacionadas con la Reforma Energética que propone el presidente Enrique Peña Nieto; que ya paso como reforma constitucional, y que ahora, se espera la discusión de los reformas secundarias para darle la viabilidad legal y operativa al texto constitucional reformado.

Desconocemos si Alfonso Cuarón cumplió con la formalidad de entregar a la Oficialía de la Presidencia las preguntas, o en su caso, en la Unidad de Información Pública federal. Es muy claro que el procedimiento elegido fue la presentación en medios de comunicación masiva. La Presidencia, aún si está omisión o requisito formal que sugiere, respondió a cada una de las preguntas que el cineasta de origen mexicano le formuló.

El ejercicio, independiente de haberse sustentado o no con la formalidad, le hace bien al democracia. Permitió que el gobierno de Enrique Peña Nieto demostrara que sabe escuchar como también responder. En el contexto, los detractores de la presidencia asumieron que Peña Nieto no le haría caso a Cuarón, con lo cual la embestida mediática estaba más que lista para denostar al presidente.

Ante la respuesta se quebró esa estrategia. En un intento por rescatarla el cineasta pide un debate sobre el tema. Como respuesta se le dice que no hay motivo de debate con el Ejecutivo Federal ya que éste se desarrolla actualmente en las Cámaras de Diputados y Senadores donde al final es donde se discuten y se aprueban las leyes.

En tal caso sería interesante conocer las habilidades políticas de Alfonso Cuarón ante los diputados y senadores. Como nuestros representantes los últimos están obligados a escuchar a la ciudadanía.

Sobre esta participación de Cuarón no ha faltado el oportunismo político del PRD que ya lo ve como una opción a considerar para las elecciones intermedias de 2015. Esta consideración remarca que detrás de la acción y derecho ciudadano legítimo de Cuarón hay toda una estrategia de posicionamiento político.

En otras palabras, a alguien le está interesando jugar con Cuarón para ser un instrumento mediático en contra de la Presidencia de México. Lo malo es que sabemos que el director exitoso ha hecho sus méritos en el extranjero, y que también es conocido, que en actitudes y acciones el señor ha mostrado cierto desprecio a lo que es mexicano.

AL CALCE. ¿Verdaderamente es necesaria la repavimentación de Prolongación Montejo? Hasta donde he podido transitarla no se observa un deterioro mayor como si se encontraba la avenida de Aviación y la Itzaes. Hay varias calles primarias que requieren de una mayor atención de las autoridades. Ejemplo de ellas la esquina de la avenida Quetzalcoalt con Circuito Colonias de Plaza Oriente donde hay una auténtica formación curiosa en el asfalto. Como que a Renán Barrera le apuesta solo al norte de la ciudad para asegurase de votos, ya ven que después, en el sur a los ciudadanos que se manifiestan los acusa penalmente de vándalos. 


Espero que esta publicación sea de tu interés. Me gustaría seguir en contacto contigo. Por lo cual te dejo mis principales redes para dialogar y comentar los temas de interés para la sociedad y nosotros.

 

 

 

 

Artículo anterior¿Robo o autorobo en cables de luminarias?
Artículo siguienteCuando ser maestro no surge de la vocación