*El Concurso Maritza Alemán se ha convertido en una plataforma de proyección para los estudiantes de ópera *
México, 20 de enero (Notimex).— El salón de Recepciones del Museo Nacional de Arte (Munal) fue sede del concierto de Gala de Ganadores del XXIV Concurso de Canto Operístico Maritza Alemán, en donde los ocho premiados ofrecieron un repertorio ecléctico con los visitantes al recinto.
Héctor Sosa, catedrático de la Escuela Superior de Música (ESM), compartió que el Concurso de Canto Operístico Maritza Alemán, organizado por la Secretaría de Cultura y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), a través de la ESM, se ha convertido en una plataforma de proyección en la cual los alumnos ponen a prueba la formación que adquirieron a lo largo de la carrera.
Tras cinco años de larga preparación, los alumnos ganadores de los premios de zarzuela, canción mexicana, ópera y Mozart: Carlos Beltrán, Sebastián Espinosa, Karina González, Mayra Zulema, Evelyn Tovón, así como los tres primeros lugares: Saira de la Torre, Fernanda Allende y Minerva Ankara presentaron un programa conformado por las obras que interpretaron durante el concurso, informó la Secretaría de Cultura en un comunicado.
Entre las piezas que compartieron estuvieron: Her ye, Israel del oratorio Elías, compuesto por Felix Mendelssohn; Les Chemins de Lámour, de Francis Poulenc; Fischerweise, de Franz Schubert; To huey Tlahtzin Cuauhtémoc, de Salvador Moreno; Storiella d’amore, de Giacomo Puccini; L’abbandono, de Vincenzo Bellini; L’invitation au Voyage, de Henri Duparc, y No niegues que me quisiste, de Jorge del Moral.
La ganadora del primer lugar del certamen, Minerva Ankara, señaló que el premio le permitió colocarse en las semifinales del Concurso Nacional de Canto Carlo Morelli de este año; mientras que el concierto fue para ella una gran oportunidad al ser un espacio en el que se presentan cantantes profesionales.
Por último, Héctor Sosa subrayó la responsabilidad que tiene la institución, con apoyo del INBAL, de difundir a sus cantantes, así como abrirles espacios para que se desarrollen de manera profesional, obtengan proyección, experiencia y, al comprobar que tienen una excelente preparación, evitar que estas grandes voces se vayan al extranjero.