En México la facturación electrónica tomó un rol muy importante tras la entrada en vigor de la reforma hacendaria de 2014

 

NOTIPRESS.- De acuerdo con datos de la consultora PwC, la falta de digitalización en los procesos contables y administrativos provoca que el 50 por ciento del tiempo de los expertos esté destinado a recopilar datos y conciliar información, y sólo 30 por ciento a elaborar un análisis estratégico de sus departamentos. La contabilidad de una empresa es la pieza clave para la sostenibilidad de esta, por ello, es indispensable llevarla al día y mantener un orden fiscal y administrativo. En el ámbito contable, la tecnología ha logrado optimizar procesos de trámites diarios como facturaciones o transacciones, reflejando los resultados en términos financieros para la empresa.

 

Asimismo, en México la facturación electrónica tomó un rol muy importante tras la entrada en vigor de la reforma hacendaria de 2014. En ella se estipuló la aprobación de la Ley de Impuesto sobre la Renta (LISR), por la que a partir de 2014 las nóminas de los empleados se convirtieron en Comprobantes Fiscales Digitales (CFD), es decir, ya no se entregarán constancias de ingresos, sino facturas electrónicas.

 

“El uso de la tecnología en el ámbito contable y administrativo es fundamental hoy en día. En México, la manera en la que el SAT va a verificar el orden de tu situación fiscal será a través de la tecnología, por ello es importante tener nociones al respecto”, indicó Simón Díaz, cofundador y director de el20.mx, plataforma que ofrece soluciones de contabilidad a pymes y emprendedores, en entrevista exclusiva para NotiPress.

 

Según el estudio Desarrollo digital de las pequeñas empresas 2020 realizado por la consultora IDC, la digitalización de las pymes va a generar alrededor de 65 mil millones de dólares en el Producto Interno Bruto (PIB) de México para 2024, aún en el panorama de la pandemia de Covid-19. No obstante, las pymes deben de superar el rezago en el conocimiento de las leyes bajo las cuales operan, y la brecha tecnológica en los procesos contable-administrativos.

 

Díaz sugiere, alrededor del 90 por ciento de los contribuyentes en el Sistema de Atención Tributaria (SAT) tiene errores en su contabilidad, por ello, una de las estrategias para optimizarla es buscar asesoría. “Al asesorarte puedes encontrar varias ventajas. En primera, son un complemento de conocimiento, y además sirven como estrategia fiscal porque puedes deducir estos servicios. Nadie puede saberlo todo, por ello es necesario recurrir a expertos para evitar multas”, explica el cofundador de el20.mx.

 

En este sentido, la asesoría en temas administrativos, fiscales y contables puede apoyar a los emprendedores a alinear la estructura operativa de su negocio con lo que dicen las leyes, en función de contar con más conocimiento y mitigar riesgos que cuesten dinero. “Nosotros recabamos información del SAT a través del RFC del cliente y conectamos con las entidades bancarias para obtener los movimientos que sirven a los usuarios para tomar decisiones respecto a la contabilidad de la empresa”, explica.

 

La plataforma de soluciones en contabilidad trabaja de la mano de la tecnología a partir de la automatización de procesos, así como con la gestión de la información a través de un contador asesor dedicado (CAD), que se ocupará de analizar dichos datos para entregar un diagnóstico sencillo al cliente, el cual se basará en el número de facturas emitidas y recibidas, opinión de cumplimiento del SAT, y si las actividades dadas de alta están alineadas con el perfil de la empresa.

 

Llevar la contabilidad de una empresa a través de plataformas digitales es una de las estrategias para optimizarla, pues ayuda a mantener un orden automatizado en función de lograr una buena administración. Asimismo, buscar asesoría para tener la contabilidad del negocio en tiempo y forma, así como controlar cuánto se pagará de impuestos permitirán al emprendedor dedicarse a cuestiones operativas de la empresa, sin descuidar los aspectos fiscales y administrativos.