Será el primer modelo de la compañía

 

NOTIPRESS.- Tesla iniciará la producción de su primer camión eléctrico, el Tesla Semi, el cual estará disponible a finales de 2022. Ello, luego de que en años anteriores se presentaron diversos prototipos de camiones eléctricos.

Específicamente, el primero de diciembre se tiene previsto iniciar con las primeras entregas. De esta manera, según Tesla, el primer cliente en recibir estos camiones será la empresa Pepsi, que reservó 100 unidades desde 2017.

Sin embargo, la entrega de su primer camión eléctrico tendrá lugar un año después de lo prometido en su momento por Tesla. Las unidades que se entregarán a Pepsi, corresponden a la versión tope de gama, que tendrá unos 800 kilómetros de autonomía.

Durante la producción del camión eléctrico Tesla Semi se utilizarán las nuevas celdas en formato 4680 de la compañía y las cuales son las mismas que utiliza la pick up, Cybertruck. Con ello, dicho camión eléctrico contrasta con la nueva tendencia del transporte por carretera; es decir, estará equipado con tres motores eléctricos, frente a los cuatro previstos originalmente.

Igualmente, el camión eléctrico de Tesla contará con dos baterías; una le proporcionará 300 millas de autonomía, es decir 480 km, mientras que con la otra llegará a 500 millas, 800 km. Pero, estas cifras se anuncian para el camión completamente cargado; en este caso, se mantienen las proyecciones realizadas en 2017.

Además, los tiempos de carga del camión eléctrico podrán recuperar aproximadamente un 70 por ciento de su alcance en 30 minutos siempre y cuando esté conectado a un Semi Cargador. Tesla estima que en tres años un Semi podría suponer un ahorro en combustible de hasta 200 mil dólares a comparación de un modelo que usa diésel.

 

 

 


Espero que esta publicación sea de tu interés. Me gustaría seguir en contacto contigo. Por lo cual te dejo mis principales redes para dialogar y comentar los temas de interés para la sociedad y nosotros.

 

 

 

 

Artículo anteriorMarea roja, principal sospechosa por las 30 ballenas muertas en Argentina
Artículo siguienteUna alternativa de mayor seguridad en México podría ser la tecnología